contacto@asistenciakaiser.com
Llámanos: (33) 3679 5710

Si estás sentado en tu escritorio soñando despierto sobre iniciar tu propio negocio este post es para ti.

Ya sabes que lanzar tu empresa puede ser un proceso difícil e intimidante y requiere de mucho trabajo. Tal vez seas infeliz con tu trabajo actual o tal vez sólo necesitas un cambio en tu vida.

Últimamente se esta debatiendo si un emprendedor nace o se hace. Sin importar de lo que pienses, tal vez te has dado cuenta de que muestras algunas características clásicas de emprendedor.

Puede ser que estés listo para dar el salto y comenzar un negocio. Aunque no hayas nacido así, tal vez desarrollaste esas habilidades después, como una gran pasión.

Si estás pensando en renunciar a tu trabajo y lanzarte a la aventura del emprendimiento existen algunas acciones fundamentales que debes tomar.

1. Investigar. Realizar una adecuada y profesional investigación de mercado es lo primero que debes hacer. ¿Existe un nicho que demande tu producto o servicio? ¿Qué piensan tus potenciales clientes? ¿Quiénes serán tus competidores directos?

2. Asesorarte legalmente. Registrar una empresa o patentar una idea no son procesos sencillos. Para llevarlos a cabo es importante que te asesores con un abogado en todo el proceso a seguir.

3. Tener presencia en la web. Hoy en día es prácticamente imposible imaginar un negocio que no cuente con un sitio web propio. Compra un dominio y asegúrate que tus clientes puedan contactarse contigo.

4. Generar una base económica. Incursionar emprendimientos siempre implica gastos. Asegúrate de tener el dinero necesario para hacer las inversiones pertinentes.

5. Construir una comunidad online. Las redes sociales pueden ser aliadas de primer nivel para las empresas jóvenes. Procura tener una fuerte presencia digital y utiliza todos los canales posibles: Facebook, Twitter, Instagram, etc. Úsalos para ayudar a tus clientes no solo para mostrar tu empresa.